“Comando Fuego Negro” (te despido comandante)

El 20 de abril de 2020 será recordado con mucho dolor por quienes disfrutamos de la presencia y el arte del Negro Fontova en este mundo. “Si se calla el cantor calla la vida/ Porque la vida, la vida misma es todo un canto/Si se calla el cantor, muere de espanto/La esperanza, la luz y la alegría”, reza el poemacanción del gran Horacio Guarany.

Artista popular, compañero y militante comprometido con las causas populares de nuestro país, el Nigger dejó sembrado de amor este mundo. Su paso por este plano de la vida no ha sido en vano. Por eso, vamos a tratar de recordarlo con alegría, a pesar de que hoy no podamos celebrarlo en comunidad como se hubiese merecido, impedidos en estos tiempos de aislamiento social para cuidarnos del “enemigo invisible”. Hoy ParqueChasWeb quiere recordar a Horacio Fontova, a través de las palabras de Ariel Prat, otro artista popular que compartió varios escenarios con el Negro y también con las palabras de despedida que le escribieron sus compañeros de militancia de La Cámpora Comuna 15.  ¡Hasta siempre querido General! Vamos a guardar en nuestra memoria/el grato recuerdo de tu voz.

 

 

“Comando Fuego Negro” (te despido comandante)

 

Me piden que escriba sobre el Negro. El Níger. Horacio. Fontova. Y es a estas horas en las que ya sabemos todos y todas que no nos acompañará más con ese humor ácido, su voz inconfundible entre de coté y arrabalera, su compromiso en las duras como en las maduras y la lealtad a quienes nunca abandonó sobre todo en los cuatro años de hundimiento social y cultural en esta comuna y en todo el territorio Nacional; horas en las que pasadas unas pocas me puedo apenas sentar a escribir sobre él.

 

La presencia de su ausencia estará de todos modos surcando escenarios y esquinas, parques y baldíos, peñas, bares o teatros que en tiempos de esquiva política cultural, se quedaron en deuda para alguna de sus ocurrencias maravillosas.

 

Un artista se cuece en todos los guisos que una cultura popular ofrece en su olla y además de cocinarse en ella, tiene la facultad de ser el cheff o el cocinero a secas, parrillero si se quiere tratándose de él, que nos pasea luego con su menú cantado en este caso pero pintado también.

 

En una de sus primeras canciones, habla de “un pibe completamente negro que se la pasa pintando y no conoce los colores pinta azules inventados” Y me quedo con esa imagen del artista genial y general, Presidente mejor dicho de muchos quienes como yo, asistimos de congresales a esa imperecedera cabecera.

 

Me piden que escriba y apenas escribí. Lloré más que todo y espanté a la incredulidad como a un virus insensato que nos apunta antes de tener que derramar estas palabras.

 

Hasta todos los momentos. Sos una nueva medalla en este pecho de lucha por imponer amor.

 

Ariel Prat (Parque Chas. Comuna 15)

 

*Comando Fuego Negro fue una idea en conjunto entre el Negro y Ariel luego de encontrarse en tantas luchas populares aguantando los trapos cantando

 

 

 

¡HASTA SIEMPRE! COMPAÑERO NEGRO FONTOVA*

 

Cuando el Negro venía a la unidad básica algo se arremolinaba en el aire, un mini torbellino de energía circulaba por el ambiente y él aparecía, por lo general, sonriendo y con los dedos en V.  El Negro era de esos compañeros que te cambian el humor.  No se podía estar enojadx o de mal humor al lado suyo, salvo cuando puteaba por alguna gorileada, pero igual te hacía reír.

 

Cuando caminábamos con él por el barrio lxs vecinxs se paraban para saludarlo: viejxs, pibxs, gente de todas las edades que sobre todo lo conocían de Villa Crespo y lo miraban como quien mira a un ser mitológico y cercano a la vez. El Negro y su carisma único.

 

Fue el padrino de nuestra primera unidad básica en la Comuna 15, la “Juan Salvo” de Villa Crespo y esa mística que nos transfería es la que hacía que cada locura que pensábamos junto a él, funcione. Amaba a Néstor y a Cristina, les tenía una admiración profunda y se encomendaba siempre a San Pugliese.

 

La última vez que tocó en el Salvo fue en Noviembre de 2018 y el barrio se juntó a homenajearlo, desde la cámara de comercio hasta lxs pibxs de la murga. Nosotrxs organizamos ese encuentro con mucho amor porque queríamos ponerle su nombre a nuestro “escenario” (son 4 tarimas que el trajinó como pocos, en las unidades básicas, en las plazas, en las fábricas recuperadas!) y queríamos también tomarnos con él unos vinos.

 

Siempre tenía los brazos abiertos y la garganta afinada para dar una mano a lxs que más lo necesitaban, como en el concierto que organizamos a Miguel Ángel Estrella y que nos permitió ampliar el comedor de La Carbonilla.

 

No hubo campaña que no militara, ni día de elecciones en que junto a Gaby, su enorme compañera, no viniera al comando de campaña de la Comuna 15 a esperar con nosotrxs los resultados. Pasamos juntxs enormes alegrías y también tragos amarguísimos. En los años de resistencia al macrismo arremetió como pocxs para sostenernos con la moral en alto y para contagiarnos algo de su energía.

 

El Negro fue esos militantes que siempre estaba donde tenía que estar. Como aquella vez que hicimos el festival para recaudar fondos para la hoy cooperativa Renacer de Paternal, el Negro terminó de tocar con un palo de escoba sosteniendo el micrófono. Nunca, jamás, nos pidió nada que no fuera un chori, un vasito de vino y esas ganas de compartir la música y el humor que nunca lo abandonaron.

 

Te amamos mucho compañero, estamos infinitamente agradecidos de haber disfrutado con vos tantos años militantes.”

 

*Compañerxs de la Comuna 15, lugar en el que apadrinó la Unidad Básica Juan Salvo.

 

 

 

 

 

Portal de Parque Chas

Redacción

Deja una respuesta